24 julio, 2010

Creciendo...



La vida sigue y no espera por nadie, así que más vale levantarse, limpiarse las rodillas y seguir caminando.
A veces por permanecer en el suelo te olvidas de apreciar que hay un camino por seguir adelante y aunque éste no promete que no habrán caídas ni augura que cesarán las lágrimas, es el camino de la vida y hay que seguirlo y ponerle el pecho.
Ayer me dijeron parte de crecer y madurar es asumir decisiones y responsabilidades y saber alejarse de lo que causa dolor. Creo que tenían toda la jeta llena de razón...


¡Cómo había olvidado que hay tantas cosas asombrosas a mi alrededor!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Y vos qué pensás?