05 marzo, 2011

Silencios

-¿Y qué dijo papi?
-... "Ud. sabe como es su papá"... -me decía y eso decía todo.

Papi tiene una forma de decir las cosas que es muy particular, cuando menos dice es cuando más dice y cuando no dice nada, es cuando dice todo. Por eso que nos retara o nos regañara muy fuerte poco importaba pero cuando callaba, eso dolía más porque era más que la desaprobación, te hacía sentir como que no le importaras...
Quizás por eso le temo tanto al silencio y quizás por eso le doy tanta importancia.
Lo extraño ha sido que en los últimos tiempos con su enfermedad, he encontrado un placer en contemplarlo, dormidito o mientras come, en realidad haciendo lo que sea, me gusta solo mirar su carita, esa lágrima eterna que contienen sus ojos porque así diciendo nada dice tanto. Basta solo mirarlo para saber que tiene una extraña forma de decirlo todo.
En mis años adolescentes pasar una tarde de sábado acostaditos hubiera sido una tortura combinada con castigo, años después me sonaba a sueño y ahora es tan mío que quisiera que no acabe.

-¿Y ese milagro vos tan callada?

Tengo tanto que discutirte, a cada frase incluso podría encontrar una forma de contrariártela pero ahora solo me provoca callarme y entiendo que no es porque no me importes, es porque me importás tanto, tanto, tanto que ya no me parece tan importante aquello que pueda decir, podrías estar equivocado que igual te amo, en realidad se hace más evidente cuanto, ahora entiendo cuando callabas antes...


El silencio tiene tantas formas de hablar, de decir tanto. En muchas de sus rutas puede devastar, cuando se acompaña de la ausencia no importa si es en distancia o en cercanía, pero también sabe ser dulce y apacible en compañía de quien amas porque aunque es bueno y grato escuchar un "te amo", a veces decirlo en silencio es intensamente y profundamente más sublime porque solo se logra al alcanzar un grado de intimidad tan alto que las palabras sobran y son insuficientes para expresar amores tan profundos.

Amo los silencios que dicen te amo, amo esos silencios a tu lado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Y vos qué pensás?