30 junio, 2011

Eddie Santiago

La gente se estresa en las presas, cuando nada de lo que grités o maldigás va a ser que el tráfico cambie. So, así que debajo de este aguacero mortal, buena musiquita... usar la manivela para llevar el ritmo... afuera caos y adentro... Si todos pusieran musiquita, fijo la presa sería menos o se arrugarían menos.
Awww... qué rico una bailadita...


Qué locura fue enamorarme de ti...

Que locura fue fijarme justo en ti
y mi voz tiene tu nombre enredado en mis temores 
amiga yo le siento celos hasta el propio viento
conmigo es un amor voraz que crece como el fuego 
si creo que antes de nacer te estaba amando
y ahora tengo que morir de sed 
que locura enamorarme yo de ti 
que locura fue fijarme justo en ti 
y en silencio yo te quiero 
y tu amor tiene otro dueño



Lluvia (lluvia) tus besos frios como la lluvia  (lluvia) 
que gota a gota fueron enfriando (lluvia) 
mi ardiente deseo y mi piel Lluvia (lluvia) 
tus manos frias como la lluvia (lluvia) 
que gota a gota fueron enfriando (lluvia) 
mi ardiente deseo y mi piel

Qué rico cuando podés recordar a alguien con una canción y que eso ya te importe tan poco que podás bailarlo y cantarlo a galillo pelado porque ¿sabés qué? está enterrado.

Lluvia...

1 comentario:

  1. BUENISIMASSSS PIEZASSSSSSSSS!!!!

    Como te había dicho Luniux, las canciones nos traen recuerdos jejeje y caras, que importa ya pasó, lo enterramos... o no... who cares!!! lo rico es cantar esas piezas en media presa o casa, mejor bailarlas jejeje pero la música es genial :P

    ResponderEliminar

¿Y vos qué pensás?