25 junio, 2011

Muerte de Dennis Marshall

Este es un post atípico en este blog, advertencia... Honestamente estuve en una discusión muy acalorada y quedé como un c* por parecer insensible, cuando en realidad tal vez no supe expresarlo de la mejor forma... En fin... Empiezo por el principio (hermosa redundancia). 
Ojalá me vaya mejor acá y si no, matame a ver si acaso.


Dennis Marshall murió junto a su esposa, no quiero imaginar el dolor de sus familiares y allegados, debe ser muy duro, ojalá Dios les dé paz y fortaleza. Paz a sus restos y reconocimiento a una vida bien vivida, a sus logros y a la vida de su esposa.


Pero me molestan dos cosas de las reacciones sobre su muerte:
1. La prensa amarrillista sin respeto por el dolor ajeno pero más la gente que sigue pidiendo este tipo de noticias, los periodistas producen lo que a los lectores satisface. Resulta que la Extra es el periódico de más venta en Costa Rica. ¿Qué dice eso sobre esta sociedad? No hablemos de la falta de ética de los periodistas, hablemos de la falta de ética de los costarricenses.
2. La gente se alza molesta por lo ocurrido en esa portada pero ¿cuántas otras portadas han habido antes de ésta? Pero como no era nadie famoso, seguro ninguna de esas personas expuestas en muertes trágicas ante todos incluyendo familiares, no tenían futuros prometedores ni tampoco eran jóvenes ni tampoco eran gente exitosa ni con sueños por cumplir, no... ninguno de esos importó porque es hasta ahora que la gente reacciona. Qué doble moral porque ahora denuncian por ética pero donde estuvieron antes cuando aquel hijo del vecino fue mostrado cubierto de sangre, o cuando aquella mamá veía a su hija muerta después del terremoto, a nadie le importó porque no era famoso ni alguien importante para la farándula.  Ahora todos tienen algo que decir y agregan páginas a FB y etc. etc pero qué dijeron antes, ¿manifestaron su desaprobación o siguieron comprando el periódico por la chica que sale los sábados?

3. Sí, dije que eran dos pero tengo una tercera, es un apéndice de la dos. Hay más o menos 300 muertes por año en carretera, en su mayoría son los conductores pero este muerto no es responsable. Este muerto es tan bueno y tan famoso que la carretera es la culpable. Está bien, digamos destino pero por qué le dan tanta importancia cuando cada día muere gente y a nadie le importa, cuando ese conductor borracho pasa mayor velocidad sobre el corazón pintado en el pavimento. ¿Por qué no dicen nada cuando eso?

Estoy harta de los conductores irresponsables y que se excusen en lo que sea para no asumir su responsabilidad. Estoy harta de tener miedo de que alguien decida hacer de hoy mi día y mi hora.
Día u hora, me vale una m*, no deberían permitir que tanta gente irresponsable conduzca ni se le debería dar tanta bola a la gente imprudente.

PS: Después de todo mi post no era atípico, ya me dio chicha...

4 comentarios:

  1. Buajajajajaj...

    ¡primera que me entiendeeeeeeeeeeeeeeee!

    Bueno el negro también jajajaja pero me dió una cólera escuchar al hermano de Wilson (otro jugador muerto en la Ruta 32) pidiendo... no no... lloraaaaaando para que el Gobierno haga algo con la carretera pero... analicemos:

    1. Esa curva es peligrosa

    2. Esa carretera es peligrosa

    3. La calle esta demarcada: dos carriles para San José, uno para Limón.

    4. El carro de Marshall se le mete al camión que va para Limón, osea iba rápido... no agarró la curva...

    5. Estamos en época lluviosa, las carreteras peligrosas se ponen el doble de peligrosas...

    6. ¿los límites de velocidad qué?

    Al César lo que es del César... si actuamos coo ciudadanos responsables, menos cosas nos pasarían...

    RIP Marshall

    Y a ser más precavidos como conductores y peatones.

    ResponderEliminar
  2. Jajaja... Toda la razón. Será por eso que nosotras casi siempre coincidimos! jejeje

    Es que es cierto, igual como posteaste en tu blog. Seguí con el temita y me decía un amigo: "hay que entender que el dolor de perder a un ser querido redimensiona las cosas" y eso es absolutamente cierto pero objetivamente hay una verdad triste. Y eso es lo que debería provocar reflexión en nosotros, a ser precavidos porque una cosa tonta podría apagarnos las luces. Es una lástima, tantas vidas podrían no lamentarse si fuéramos más cuidadosos.

    ResponderEliminar
  3. Mucha paz para mi querida Irma Maxwell y don Dennis y k recuerden siempre k ellos le dieron lo maximo y lo mejor a su unico hijo. Dios les de mucha soliradidad y muchas fuerzas. Adelante familia Marshall.ANIMOS ustedes criaron un buen muchachote y en el dia del juicio final lo veran. los kiero mucho.

    ResponderEliminar
  4. descansa en paz Dennis marshall k dios lo tenga en su divina gloria.Fortaleza para todos lo suyos.

    ResponderEliminar

¿Y vos qué pensás?